Login

X
Usuario
Contraseña
cerrar
powered by eBD

Noticias

'No hay nadie en el mundo capaz de decir qué es arte y qué no'
Septiembre 14, 2017
facebook twitter
Eduardo Serrano siempre quiso ser escritor. Nació en Zapatoca, Santander, pero se crió en Barranquilla. Estudió en el colegio Biffi de los hermanos cristianos, donde ganó varios premios de redacción que fomentaron su deseo de dedicarse a las letras. En bachillerato creó El Atómico, un periódico de chismes y chistes que tuvo que acabar por insistencia de los curas. Le gustaba leer a los grandes de la literatura francesa y frecuentar La Cueva. Con un par de amigos solía sentarse cerca de Obregón, Fuenmayor y Cepeda Samudio para escucharlos y entusiasmarse con sus ideas.
Cuando salió del colegio, por el afán de elegir una carrera, terminó inclinándose por el Derecho. Estudió unos semestres en la Universidad Externado de Bogotá y regresó a Barranquilla. Durante un tiempo se dedicó a guaquear piezas precolombinas en la finca de su padre mientras escribía cuentos influenciado por la literatura de Marguerite Duras y Marcel Proust que publicó en El Heraldo y El Tiempo. Luego consiguió trabajo como cronista del Diario del Caribe, donde trabajó al lado de Álvaro Cepeda Samudio, quien le inculcó el amor por Faulkner, Hemingway y Fitzgerald. Finalmente convenció a su padre de que lo mandara a estudiar literatura en los Estados Unidos, pero entonces el arte se atravesó en su camino y terminó trabajando como pasante del Museo de Arte Moderno de Nueva York.

Fue director de la Galería Belarca (1969-1974) y curador del Museo de Arte Moderno de Bogotá durante 20 años (1974-1994), donde ayudó a consolidar el arte en Colombia y les abrió el camino a decenas de artistas. Creó el Salón de Arte Joven de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, el Salón Atenas, referente del nacimiento del arte contemporáneo en el país, y la Bienal de Bogotá. Ha escrito 20 libros y ha curado más de 200 exposiciones. Fue crítico de arte de El Tiempo y Semana, y conductor del programa de televisión El taller del artista, entre 1997 y 1999, en el cual entrevistó a 75 artistas colombianos. Fue curador del Palacio de Nariño, de la representación colombiana en las bienales de Venecia y São Pablo y de la cuarta Bienal de Medellín. Trabajó en el Ministerio de Relaciones Exteriores y en el Ministerio de Cultura.
En su apartamento, que comparte con Lucas, un beagle de nueve años, hay obras de importantes artistas como Alejandro Obregón, Edgar Negret, Ana Mercedes Hoyos, Fanny Sanín, Manolo Vellojín, Beatriz González, Manuel Hernández, Miler Lagos, Rodrigo Echeverri, César del Valle, Sair García y una colección de paisajes de la Escuela de la Sabana. Todos los días hace una hora y media de ejercicio, escribe y atiende llamadas de artistas y coleccionistas. Acaba de ser jurado del Premio Nacional de Fotografía y se prepara para curar exposiciones en la Galería La Cometa, la Galería Aurora y el Museo de Arte Moderno de Bogotá, donde hace poco curó la muestra de Jim y Olga de Amaral. A los 78 años mantiene el ojo afinado y el criterio claro, por eso no duda un instante en decir, con ese desparpajo costeño que lo caracteriza, todo lo que piensa del arte en Colombia.
<< Volver al listado

Home | Acerca de Nosotros | Anunciar | Contactanos | © 2019 Artista Mundo
Optimizado para Internet Explorer 7.0 y Mozilla Firefox 2.0
Recomendamos descargar la última versión de Adobe Flash Player